Una de las labores que emprendemos por la defensa de la salud de las mujeres desde nuestra asociación es la de la incidencia política, trabajo desde el que buscamos influir en las políticas de igualdad de nuestro país, aportando siempre la experiencia y perspectiva de género feminista en la salud integral de las mujeres que nos caracteriza. En este sentido, Mujeres para la Salud ocupamos una de las 20 vocalías que integran el Consejo de Participación de la Mujer. Hoy, además, tenemos una noticia que es estupenda para nosotras y para poder continuar ejerciendo esta labor. Y es que Mujeres para la Salud hemos sido nombradas vocales del Observatorio de Salud de la Mujer, un órgano dependiente del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social cuya creación se reflejó en la Disposición 6060 del BOE del pasado 1 de marzo de 2019 y cuya composición ha sido constituida en el Pleno del 12 de noviembre.

Así, Mujeres para la Salud, representadas por Soledad Muruaga, ocupamos una de las vocalías reservadas para representar a las organizaciones de mujeres de ámbito estatal que son designadas de forma rotatoria por la persona titular de la Secretaría General de Sanidad y Consumo por un periodo de dos años. Junto a nosotras, estas vocalías están ocupadas por la Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales (FADEMUR), el Fórum de Política Feminista, la Federación Española de Cáncer de Mama (FECMA) y la Federación Española de Mujeres Directivas, Ejecutivas, Profesionales y Empresarias (FEDEPE).

El Acuerdo por el que se crea el Observatorio de Salud de la Mujer pone de manifiesto la necesidad de tener en cuenta las diferencias de género “para conseguir políticas sanitarias equitativas y mejorar la eficiencia y calidad del sistema”, debido a que “la evidencia científica ha puesto de manifiesto que existen diferencias en los factores que determinan la salud de hombres y mujeres, lo que se traduce en distintas necesidades y servicios sanitarios”.

Objetivos y funciones del Observatorio de Salud de la Mujer

El Observatorio de Salud de la Mujer es un órgano colegiado adscrito al Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social a través de la Dirección General de Salud Pública, Calidad e Innovación. Con su creación, se pretende dotar a la Administración General del Estado “de un mecanismo que permita fortalecer el enfoque de género en las políticas sanitarias, contribuyendo a la consecución de la equidad en salud, mediante la mejora del conocimiento de las causas y determinantes de la salud de las mujeres, la difusión de conocimientos que contribuyan a promocionar servicios de calidad adecuados, la promoción de análisis y estudios en colaboración con los agentes sociales implicados, la promoción del debate acerca de cómo eliminar las desigualdades, la cooperación con otras instituciones, la formación y la investigación”.

En la disposición segunda del BOE, sobre Creación y objetivos del Observatorio de Salud de las Mujeres, se define al observatorio como un órgano de asesoramiento y análisis cuyo objetivo es el de analizar las políticas de salud y proponer acciones para reducir las desigualdades de género en este ámbito. Para ello, incide en la importancia de conocer y comprender la salud de las mujeres y de los hombres, de sus problemas y de sus necesidades. En definitiva, de introducir la perspectiva de género en la salud de las mujeres. Una noticia fantástica, ¿no crees?

En cuanto a sus funciones, el BOE contempla que estas son:

  1. Promover la integración del principio de igualdad en las políticas públicas de salud
  2. Obtener y difundir la información para mejorar el conocimiento acerca de las causas y dimensiones de las desigualdades de género en la salud.
  3. Dar soporte al Sistema Nacional de Salud en el desarrollo de los indicadores, la metodología y los procedimientos que permitan el análisis de género en sus políticas sanitarias.
  4. Colaborar con la Comisión contra la violencia de género del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud en el marco de la elaboración del Informe Anual de Violencia de Género.
  5. Realizar el seguimiento de las actuaciones que se aborden en el ámbito de la incidencia del género en la salud y de aquellas que en materia de igualdad afecten a todos los agentes del sistema sanitario.
  6. Promover análisis y estudios en colaboración con los agentes sociales implicados.
  7. Cualquier otra que, en el marco de sus competencias, se le atribuya por alguna disposición legal o reglamentaria.

La historia del Observatorio de Salud de las Mujeres

Este Observatorio rescata el creado en marzo de 2004, con el que se pretendía dotar a la Administración General del Estado de una comisión que permitiera coordinar la actuación de los diferentes órganos implicados en la adquisición de medidas para favorecer la igualdad entre mujeres y hombres y con el fin de contribuir a conseguir la equidad en el ámbito de la salud desde una perspectiva que contemplase las diferencias de género.

También Mujeres para la Salud formamos parte de ese primer Observatorio de Salud de las Mujeres, ocupando tres mesas de las estrategias de salud: la de violencia, la de salud sexual y reproductiva y la de parto y obstetricia. Las responsables de Mujeres para la Salud de estar en estas líneas estratégicas recuerdan que fueron años de muchísimo trabajo, pero también de muchísimos avances.

Sin embargo, la disposición adicional tercera de la Ley 15/2014, de 16 de septiembre, ordenaba la supresión del Observatorio de Salud de la Mujer, si bien esta disposición contemplaba que seguiría desempeñando sus funciones hasta el momento de la constitución del Observatorio de Salud previsto en el artículo 63 de la Ley 16/2003, de 28 de mayo. Hasta la fecha no se ha realizado el desarrollo reglamentario previsto ni se ha constituido ese Observatorio de Salud, ante lo cual el Observatorio de Salud de la Mujer ha continuado desempeñando hasta la actualidad las funciones contempladas en su norma de creación y funcionamiento, pero sin determinar sus funciones, composición, organización y reglas de funcionamiento y sin abordar esa perspectiva de género tan necesaria. A efectos prácticos, el Observatorio de Salud de las Mujeres fue suprimido como consecuencia de la ley 15/2014 de 16 de septiembre de racionalización del sector público del Gobierno popular de Mariano Rajoy.

Ahora, la actual ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, Carmen Montón, señala que “hoy estamos recuperando el Observatorio de Salud de las Mujeres, que se perdió en 2014 con la mal llamada austeridad de aquel gobierno”, y ha indicado que el observatorio fomentará la perspectiva de género en la formación e investigación, y hará hincapié en las enfermedades prevalentes entre mujeres, así como las específicas entre ellas, “y por supuesto en la salud sexual y reproductiva”.

“La experiencia de funcionamiento acumulada durante estos años junto con las crecientes exigencias sociales de cara a la consecución de una igualdad efectiva entre mujeres y hombres han puesto de relieve la conveniencia de continuar manteniendo un órgano colegiado especializado en el análisis de género e impulso de la equidad en el ámbito del desarrollo de las políticas sanitarias, que sirviera de apoyo y complemento al más amplio y generalista Observatorio de la Salud, si bien manteniendo una independencia con respecto a este último”, señala el texto del BOE del 1 de marzo de 2019.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0