Es bien sabido: las cosas bien hechas traen muy buenas consecuencias. Es lo que nos ha sucedido con el curso de Asertividad que impartimos para las/os profesionales y trabajadoras/es del Ministerio de Trabajo, que nos solicitó la entidad el pasado mes de mayo y que ahora volvemos a impartir del 23 al 27 de septiembre.

El Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social calificó el curso que impartimos en mayo con un 9,53. Igualmente excepcionales fueron las calificaciones del alumnado, que afirmaron en su mayoría que el curso había sido muy novedoso y revelador para entender el concepto de asertividad y comprender el impacto de esta sobre la vida de las mujeres y de los hombres. Además, la mayoría consideraron que el curso les había ayudado a reflexionar sobre ellas/os mismas/os, comprender la importancia que tienen las emociones en la salud y la influencia de la asertividad sobre la autoestima, así como a entender las causas por las que, habitualmente, no somos asertivas/os.

El curso me ha parecido interesante porque ha dado las herramientas necesarias para ponerlo en práctica. La profesora ha sido muy cercana y lo ha estructurado muy bien, haciéndonos sentir importantes e involucrándonos.

Un curso muy importante tanto desde el punto de vista personal como profesional. Es un punto de partida para poder empezar a cambiar.

Este curso se engloba dentro del área de formación a la carta de Mujeres para la Salud, una formación destinada fundamentalmente a profesionales de diversas áreas y que está caracterizada por la perspectiva de género feminista con la que trabajamos y avalada por los conocimientos y la experiencia que hemos adquirido a lo largo de los más de treinta años de existencia de nuestra asociación.

El curso de Asertividad, organizado por Mujeres para la Salud y coordinado por la coach especialista en género Pilar Farelo, tiene como objetivo mejorar las habilidades de comunicación y el trabajo en equipo en las y los profesionales del Ministerio de Trabajo. En él se abordan temas como la autoestima y cómo nos relacionamos con la asertividad, la evaluación personal, la detección de los condicionantes que nos impiden ser asertivas/os, la evolución y el entrenamiento en habilidades sociales, las técnicas para ganar asertividad, las relaciones en el ámbito laboral, o la observación y el tratamiento de errores en el trabajo, entre otros. Al curso le caracteriza el hilo conductor de la perspectiva de género, bajo la que tenemos en cuenta tanto la socialización diferencial de mujeres y hombres como las distintas dificultades que se plantean ellas y ellos en el ámbito social y profesional.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0