Llegué sin saber adónde

Mis ojos no veían, solo miraban…

Mis palabras no salían

Mis miedos no tenían apellido y muchos, ni nombre.

Y llegué encogida

Enjuta por el dolor

Gibada por el peso

Esquiva a la piel humana

Minimizada y menguada por aquellos a los que regale prioridad sin

condición ni medida.

Sobrevivía invisible al mundo y a mí.

No valoré ni que llegaba

Llegué.

Y os vi y me vi.

Y os entendí y me entendí.

Brotaron palabras a golpe de lágrimas y suspiros.

Identifiqué mis silencios.

Y nombre miedos con todos sus apellidos

Desenmascaré las heridas ocultas e inexploradas

Hallé caminos que pensé inescrutables

Descubrí rutas y rumbos para seguir caminando.

Aprendí que hay «itinerarios» que aunque duros, aligeran equipaje

Y entendí que se puede.

Y cuando di el primer paso…

Consciente de la amplitud del trayecto

Lúcida ante La dificultad del terreno:

Mis ojos vieron

Y los abrí para recibir EL FUTURO QUE MEREZCO

AHORA SE LO QUE NO MEREZCO
.
.
.

Mujeres del Taller de Proyecto de Vida

Texto performance Fiesta 2008

Share and Enjoy !

0Shares
0 0