Por Marisa Rubio Pedrero

 

En el año 2001 en plena campaña de concienciación contra la violencia de genero, al tiempo que salían albúmes solidarios como “Hay que volver a empezar” o “Mujer” (Campaña de Apoyo al Cáncer de mama), la cantante Malú, de tan sólo dieciocho años, nos sorprende con su disco TODA.

Sorpresa descomunal ¿cómo es posible? ¿qué tipo de mensajes recibimos?, ¿qué educación estamos trasmitiendo a nuestras hijas?

TODA
Malú

Aquí me ves,
fundida a tu vida de 10 a 10,
sin telas, ni juicios,
sin ningún por qué,
sintiéndome libre, sintiéndome tuya
y amándote.

Aquí me ves,
aunque liberada soy tu rehén,
seduces, encantas,
¿qué puedo hacer?
De la encrucijada que tienes
montada no escaparé.

Te abriré las puertas del alma
de par en par,
dispuesta a hacer todo a tu voluntad,
¿Qué me importa?

Toda, de arriba abajo,
toda, entera y tuya,
toda, aunque mi vida corra peligro.
Tuya toda, decente y de repente,
toda, desesperadamente,
toda, haz todo lo que sueñas conmigo.

Aquí me ves,
eres mi testigo, eres mi juez,
mi trampa, mi vicio y mi no sé qué.

Sintiéndome fuerte, sintiéndome al filo
y amándote.
Aquí me ves,
como hipnotizada, cabeza y pies,
un poco embrujada,
y, pues yo qué sé,
perdida en la magia de tantas palabras,
creyéndote.

Te abriré las puertas del alma
de par en par,
dispuesta a hacer todo a tu voluntad,
dispuesta a hacer todo lo que te dé la gana.
¿Qué me importa?

Toda, de arriba abajo,
toda, entera y tuya,
toda, aunque mi vida corra peligro.
Tuya toda, decente y de repente,
toda, desesperadamente,
toda, haz todo lo que sueñas conmigo.

En tus besos vuelo,
en tus brazos juro,
me siento más mujer.
Contigo desde cero
a donde quieras llego,
enamorándome y deseándote.

Cuando conseguí bajarme estas maravillas de Internet. En la primera lectura me dije: “Está claro que ésto lo ha escrito un hombre” “Estas son las necesidades de un hombre” “El deseo masculino, su gran sueño, lo que quieren que seamos nosotras para ellos.”

¡Qué más quisieran ellos!, pensé: que nosotras actuáramos así respondiendo a sus deseos; hoy en día, además, con todo lo que sabemos.

Pero, luego vi en una página que las letras eran de la propia Malú. ¿Puede ser que una mujer tan joven piense así?, ¿es este el conocimiento, la enseñanza que hemos trasmitido a nuestras jóvenes? ¿será el futuro de la nueva generación de mujeres el “sometimiento al hombre”? ¿va a ser éste el comportamiento de las mujeres adultas de mañana?

¿Creemos realmente que si no estamos fundidas a un hombre no somos nadie? ¿Que nuestra máxima necesidad es ser poseídas por un hombre? ¿Que somos sus esclavas, que les pertenecemos? ¿Que ellos son los dueños de nuestra propia voluntad? ¿Que no podemos evitarlo? ¿Que cuanto peor nos traten, más les amaremos? ¿Que somos suyas y estamos dispuestas a someternos a todas sus demandas? ¿Y que no nos importamos,porque los importantes son ellos? ¿Pero “que nuestra vida corra peligro” es bueno? ¿Que ellos lo son todo para nosotras? ¿Que somos absolutamente dependientes? ¿Que necesitamos el caos para sentirnos? ¿Que no somos responsables de nosotras mismas? ¿Que no somos nada, ni sabemos lo que queremos? ¿Que nos sentimos más mujeres cuando nos maltrata un hombre? ¿Que en nuestros objetivos la meta son ellos?

 

Por Marisa Rubio Pedrero